El maquillaje, un gran aliado de la belleza

¿Habéis oído hablar de la “The lipstick effect” o “Teoría del pintalabios”? Un grupo de investigadores norteamericanos de la Texas Christian University en Fort Worth ha desarrollado esta teoría en base a un estudio que demuestra que las mujeres en épocas de crisis adquieren más productos de belleza para cuidarse y sentirse mejor como respuesta al desastroso fenómeno económico que las rodea, o como dice el viejo y sabio refrán popular “al mal tiempo buena cara”.

Y es que por todos es sabido que el maquillaje y los productos de belleza son los grandes aliados que toda mujer necesita, no solo para verse más guapa o sentirse mejor, para disimular esas pequeñas arrugas de expresión que comienzan a aparecer o disimular las pequeñas imperfecciones del rostro, sino que a la vez también le aportan seguridad en sí misma, reafirmando su autoestima, algo fundamental para poder triunfar en la vida.

Son muchas las famosas en las que nos fijamos y ponemos nuestro foco de atención, como la reina Letizia Ortiz, Meghan Markle,  Kate Midleton, Angelina Jolie, Amalia Salamanca…, para ver cómo evoluciona el mundo del maquillaje, cuáles son los últimos mandamientos de la moda, porque el maquillaje también tiene sus modas, que si los labios con brillo, que si los labios mate, con perfilador, sin perfilador, las cejas finas, las cejas pobladas, ojos con eyeliner grueso, ojos rasgados… En definitiva, el maquillaje es el complemento óptimo que ayuda a acentuar la belleza natural de toda mujer aportándole un extra de vida y color a su rostro. Para ello y para ayudarnos a que nos cuidemos y nos veamos más bellas en nuestro día a día, el estudio de maquillaje profesional All make-up, de San Sebastián, organiza cursos de automaquillaje para enseñarnos cómo conocer nuestro rostro y nuestros rasgos para conseguir que con los productos y trucos adecuados podamos nosotras mismas lograr ese efecto de buena cara y lucir radiantes en nuestro día a día. Además, también ofrece sus servicios de maquillaje profesional como maquillaje artístico, eventos, sesiones fotográficas o profesionales de las más diversas ramas como teatro, ópera, cine, moda, etc., por lo que es uno de los mejores referentes a seguir en nuestro país.

Además, en la actualidad la tendencia va hacia encaminada hacia un look lo más natural posible o lo que es lo mismo maquillarse sin parecer que se vaya maquillada, ofreciendo un aspecto fresco y natural, para ello las claves a utilizar serán las siguientes:

  • Una perfecta limpieza del rostro. Eliminando cualquier rastro de maquillaje anterior o de impurezas, grasa con un buen gel o aceite limpiador para una limpieza en profundidad.
  • Una perfecta hidratación. Es la base de cualquier maquillaje, nuestra piel siempre debe permanecer humectada y bien hidratada. Es importante que incluya protección solar contra los rayos ultravioletas.
  • Un buen corrector. Camuflar las ojeras y los signos de cansancio es básico para conseguir un efecto de buena cara. Su aplicación debemos realizarla a pequeños toquecitos o con la ayuda de un pincel para lograr su total integración y difuminación.
  • Aplicado en el alto de los pómulos nos ayudará a destacarlos y conseguir ese efecto de rubor en las mejillas que se traduce al instante en una cara viva y llena de buena salud.
  • Un elemento sumamente favorecedor, su misión es atrapar la luz y perfectamente aplicado bajo el arco de las cejas, la punta de la nariz, la barbilla o al final de los pómulos resalta las zonas de luz.
  • Sombras de ojos doradas o beiges. Los ojos pueden están enmarcados bajo tonos terrosos, con un sutil acabado brillante, para conseguir pasar casi imperceptibles, pudiendo rasgar la mirada con un favorecedor toque de eyeliner tanto superior como inferior en tonos negros o marrones, a la vez que aplicando un sutil toque de máscara de pestañas.
  • Los labios. Un color neutro o suave como el nude es un buen aliado para este tipo de maquillajes. Su acabado puede ser mate o brillante, aportando este último un volumen extra muy favorecedor a los labios.

La importancia del toque final

Como remate final debemos escoger un tipo de peinado que nos aporte ligereza, juventud y nos haga sentir bien. Dependiendo de la ocasión un pequeño recogido desenfadado o una melena suelta con la raya ligeramente ladeada, según los expertos, favorece a todo tipo de rostros ya sean redondos o alargados.